15 de marzo de 2012

El gimnasio

Ah... el gimnasio. Ese mundo quemador de calorías al que cuesta tomarle el gusto, y para el cual uno siempre inventa las mil y un excusas para no tener que ir.  Hasta que finalmente uno va, y trata de seguir lo que le exigen.
Ese mundo poblado de extraños seres de todos tamaños, colores, vestimentas, cirugías estéticas. Ese mundo de extraños profesores, que utilizan esos auriculares con micrófono para gritarte más fuerte aun y hacerte sentir que tus esfuerzos son iguales a los que un niño de 5 años haría. O que son menos. O que sos un fofo inútil.
Ese mundo donde esos profesores tienen la pretensión de que, no sólo te mates haciendo sus clases con el peso adecuado, sino que encima LAS DISFRUTES. Ooooh sí, ¡maldito mundo del gimnasio lleno de masoquistas! ¡Cómo corno puede disfrutar uno 5 minutos de pedaleo si no se puede casi ni mover las piernasssssssssss!


Un minuto de silencio para mi remera, que no sé si podrá ser salvada luego de esto. Probé ponerla en el lavarropas, pero creo que el amigo se autodestruyó.

9 comentarios:

Hugo dijo...

Basta de gimnasios, salgan al aire libre.

Zoquett dijo...

Lo que el gimnasio le hace a mi cuerpo en 1 hora y media, no lo logro en bicicleta al aire libre el mismo tiempo. Yo no soy de las que va a hacer cinta para caminar nomás, eh? xD

Milagros, la androide. dijo...

D: Y es por eso que no voy al gimnasio (?

SenshiZors dijo...

Sangre, sudor y lágrimas.

En lo personal intenté varias veces ir al gimnasio pero nunca puedo evitar aburrirme.

Las artes marciales me funcionan mejor :P

 Her dijo...

Servicio a la comunidad sudórica: previo al conveniente pero perezoso lavarropas, jabón blanco y a fregar, mi estimada.

Zoquett dijo...

Sí sí, porque el pobre si no se me muere. Aunque hay una remera en particular que la tuve que tirar nomás... la desgracia de usar algodón para transpirar, je.

Bambocho dijo...

go go go go

Bella dijo...

Maigod, retrocedí un año con este post. Duré dos meses en el gimnasio, el año pasado. Prefiero matarme de hambre :P

Zoquett dijo...

Jajjaja, yo ya voy por el tercer año (con una abandonada de casi seis meses por motivos laborales). Cagarme de hambre no me alcanza, pero no, yo prefiero esto. Dejame comer algo rico de vez en cuando :P